Montevideo - Uruguay - Teléfono: (+598) 2709 0709

Healing

Reflexiones de Torá: Toldot

Las respuestas a nuestras oraciones
Génesis 25:19-28:9


En la angustia, nuestra matriarca Rebeca sujeta su enormemente agrandado vientre y clama: “Si se trata de seguir así, ¿qué va a ser de mí?” (Génesis 25:22)

Ella está embarazada de gemelos muy activos, dentro de su cuerpo se desata una lucha física que presagia una relación problemática entre Esaú y Jacob.

El tan anhelado embarazo lleva a este momento de crisis, por lo que Rebeca se vuelve de nuevo a Dios
buscando una respuesta o algún tipo de orientación.

¿Cuántas veces al día gente en todo el mundo clama a Dios en momentos de sufrimiento? Buscando ayuda, respuestas, esperanza, algún tipo de cambio, o sanación. O simplemente como desahogo. A veces realmente desea una respuesta, un presente, un sentido de la presencia de Dios, una señal alentadora de que las cosas van según lo planeado. A veces la intangibilidad de Dios nos da una dirección segura a abrir el corazón y dar voz a nuestro dolor, confusión y vulnerabilidad.

Por supuesto la ayuda rara vez se presenta en forma de auxilio sobrenatural. La tradición judía alienta nuestra apreciación de los aspectos milagrosos e impresionantes de nuestra vida y nuestro mundo-el trueno y el relámpago, el nacimiento y el desarrollo humano, la respiración, la renovación de las relaciones, mucho más que los apelos a cambios en el orden natural. Nuestra herencia busca una oración esperanzada, pero realista. Así cuando nos sentimos extremadamente pequeños y solos, impotentes, vulnerables, o inseguros, a veces la búsqueda de uno mismo, el esfuerzo interno para alinearse con el Santo bendito sea, es lo que nos da una sensación de consuelo, conexión, o dirección.

Las “respuestas” que se cruzan en nuestro camino, si llegan en general, no son siempre tan agradables o fáciles. Podemos ser desafiados por silencio, por la necesidad de paciencia y esfuerzo sostenido, por más demandas humanas o divinas. En el caso de Rebeca, se le da el entendimiento de que “dos grandes pueblos están dentro de ti y dos naciones desde tus entrañas se han de bifurcar, mas una nación será más vigorosa que la otra …” (Génesis 25:23). De hecho, la tradición talmúdica ve a Esaú como el padre de los edomitas antiguos y, finalmente, del Imperio Romano, una fuente de conflictos y luchas para las generaciones de la línea de Jacob y de la nación israelita.

La explicación (¿diagnóstico? ¿ revelación?) dada a Rebeca le trae suficiente consuelo o al menos suficiente dirección para soportar el resto del embarazo. También la impulsa a actuar, una vez que los mellizos nacen, con un sentido de claridad profética e influencia de largo alcance a través de los años a veces problemáticos de la crianza de los hipb3ur, y la preparación de Jacob, especialmente, para su singular futuro rol.

Aun así, Rebeca, como la mayoría de nuestros antepasados bíblicos, vive su vida en medio de graves conflictos familiares no resueltos. Mientras que el texto describe cómo ella oró a Dios y recibió su respuesta, los desafíos que enfrentó no fueron disminuidos y se podría argumentar que sólo aumentaron por la sensación de que Dios estaba con ella y que ella estaba jugando un papel importante en el desarrollo del drama de los orígenes de Israel. La tarea que le quedaba era hacer su mejor esfuerzo y avanzar en su camino muy humano.

El dicho: “Ten cuidado con lo que pides” es más a menudo recordado en retrospectiva. Con frecuencia tenemos que pedir, clamar por ayuda, dar voz a nuestro dolor o nuestra confusión y anhelo.

Puede ser difícil discernir una respuesta a nuestro clamor, o tal vez uno no necesita o desea una respuesta. Y parte de la mejor respuesta a la oración sincera es la nuestra – en nuestra determinación a seguir adelante y actuar, conscientes de las obligaciones sagradas y las oportunidades de nuestras vidas.

Rabbi Natan Fenner
© Bay Area Jewish Healing Center
Traducido y adaptado por el rabino Daniel Kripper

Preguntale al rabino

captcha

Oficina
Lunes a jueves 12:00 a 20:00 hs.
Viernes 10:00 a 16:00 hs.


Caja
Lunes a jueves de 12:00 a 19:30 hs.
Viernes de 10:00 a 15:30 hs.

 

Horario de encendido de velas
Montevideo, Uruguay: 

Viernes 09/06/17 - 17:21 hs.
Parashá Behaalotejá

 
Tefilá:
Viernes: Kabalat Shabat a las 19:30 hs.
Sábado: Shajarit Shabat a las 10:00 hs.

Los
servicios tienen lugar en Bait Jadash.
Durante los Jaguim hay servicios de Arvit a las 19:30 hs y de Shajarit a las 10:00 hs.

Fuera de nuestros horarios de Administración, ante un fallecimiento, por favor comunicarse al: 1789 - 3333.